Empate con sabor a derrota


La Selección Argentina dejó escapar unos valiosos tres puntos frente a Colombia en Barranquilla y quedó un sabor muy amargo. Un 2-2 que consiguió el visitante en el último minuto y una cara larga por parte del conjunto argentino.

El partido comenzó de la mejor forma posible, mucha presión del conjunto colombiano y una ráfaga de ataques argentinos que concluyeron en dos goles en menos de 10 minutos. A los 3´Cristian Romero conectó un centro con su cabeza y marcó su primer gol con la camiseta celeste y blanca, a los 8´Leandro Paredes destelló de habilidad y con una jugada brillante dentro del área sentenció el segundo gol argentino. Tal fue el dominio del conjunto visitante que podría haber marcado más goles, ya que encontraban espacios y se vieron muy buenas virtudes en ataque.

El conjunto local no lograba hacer pie, de hecho, a los 29´salió Jefferson Lerma y entró Luis Muriel, buscando mas alternativas en la tenencia del balón, ya que no podían hacerse con el mismo. Argentina dominaba el encuentro, pero no podía liquidar el asunto, Colombia lo apuraba en el área cerca del “Dibu” Martínez y eso complicaba mucho la salida albiceleste. Una mala noticia, a los 39´el arquero argentino debió abandonar el campo de juego debido a un mal golpe en una descolgada de un centro, donde cayó mal y sufrió un duro movimiento en la zona del cuello, por lo que, por precaución, debió retirarse y en su lugar ingresó Agustín Marchesín.

Al segundo tiempo salieron a la cancha tres nuevas caras en el equipo cafetero, Miguel Borja, Edwin Cardona y Wilmar Barrios ingresaron por Duván Zapata, Luis Muriel y Gustavo Cuéllar. Estos segundos 45 minutos fueron totalmente otra cosa, un equipo local que salió con otra actitud y agresividad, Juan Guillermo Cuadrado tomó las riendas del equipo y se cargó al hombro la responsabilidad, demostrando una gran hombría. Tal fue así que un penal -regalado por Otamendi- marcó el descuento en pies del recién ingresado Muriel, a los 51´del complemento.

Desde allí el partido se volvió cuesta arriba para Argentina, perdió totalmente el manejo del partido, regaló el dominio del balón y los mediocampistas prácticamente no sabían dónde estaban parados. Quedó un equipo largo y Scaloni decidió cambiar el esquema. Ingresó Exequiel Palacios por Gio Lo Celso, pero la línea defensiva pasó de 4 a 5 defensores con los cambios de Germán Pezzella y Juan Foyth por Cristian Romero (lesionado) y Nicolás González. Dejando así una línea de 3 centrales con 2 carrileros (Acuña y Montiel).

Sin embargo, esto fue para peor, no logró hacer pie la defensa que se encontraba con dudas y no pudo conectarse con el mediocampo, la delantera quedó muy lejos del balón y Colombia se les fue encima. Tal es así que a los 94´, una muy mala salida del fondo argentino dejó la pelota para que Cuadrado centre al área donde Borja se encargó de empatar el encuentro. 2-2 y final del juego.

Un sabor muy amargo y un punto que no sirve demasiado, nuevamente las falencias de juego volvieron a aparecer. La selección juega muy bien por momentos, pero suele quedarse llegando al segundo y hay errores que significan la pérdida de puntos muy importantes de cara al mundial de 2022.

Los 11 de Scaloni fueron: Emiliano Martínez, Gonzalo Montiel, Cristian Romero, Nicolás Otamendi, Marcos Acuña, Leandro Paredes, Giovanni Lo Celso, Rodrigo De Paul, Lionel Messi, Lautaro Martínez y Nicolás González.

El equipo de Reinaldo Rueda: David Ospina, Stefan Medina, Yerry Mina, Davinson Sánchez, William Tesillo, Jefferson Lerma, Gustavo Cuellar, Mateus Uribe, Juan Cuadrado, Duván Zapata y Luis Diaz.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *