River no pudo comenzar con el pie derecho

Estudiantes se hizo fuerte de local y se quedó con los tres puntos con un gol a los 95’. Fabián Noguera amargó el comienzo de campeonato de un River que espera con ansias la llegada de sus refuerzos.

Un partido que comenzó, como se suele ver, con un River con la intención de mover la pelota y atacar con variedad por los costados y alternativas por el medio. Estudiantes se plantó con un estilo defensivo y sólido donde la prioridad era detener el ataque constante y poder salir con jugadas simples hacia los atacantes.

El primer tiempo fue manejado por la intensidad que proponía el conjunto Millonario, quien tuvo varias ocasiones donde Mariano Andújar, junto a la defensa del pincha, lograron despejar y evitar el gol. Así también el equipo local contraatacaba y demostraba que podría generarle problemas al fondo de River. Franco Armani salvó un mano a mano y algunos centros que caían al área visitante generaban dolores de cabeza para Marcelo Gallardo. El DT pedía precisión en los pases y más atención en los balones aéreos. Los primeros 45 minutos concluyeron con un 0 a 0, sin embargo, un planchazo de Fernando Tobio obligaba a Facundo Tello a expulsarlo y dejar con 10 jugadores al equipo del “Ruso” Zielinski.

Los cambios no tardaron en llegar, en Estudiantes ingresaron Nazareno Colombo y Bruno Valdéz por Leonardo Godoy y Martín Cauteruccio. En River, un único cambio, entró Benjamín Rollheiser por Robert Rojas. El local debía rearmarse de cara a la superioridad numérica que debía enfrentarse, por otro lado, Gallardo cambió el esquema y puso más gente en el ataque, para poder aprovechar los espacios. Y así fue, a los 65’, con una jugada que fue por el lado de Fabrizio Angileri, Matías Suárez se encargó de abrir el marcador.  Leandro Díaz entró por Lucas Rodriguez, en busca de refrescar la presión y tener piernas frescas en el ataque. Por su lado, Leonardo Ponzio entró por Bruno Zuculini, quien no había tenido un buen partido y River debía reforzar la mitad de la cancha.

Foto: @RiverPlate

El empate de Estudiantes llegó a los 78’ cuando Mauro Díaz, quien había entrado hacia tan sólo cinco minutos –salió Nicolás Pasquini- , con una jugada magnífica y un derechazo que dejó las cosas igualadas. Gallardo no tardó en mover piezas, entraron Federico Girotti y Lucas Beltrán por Rafael Santos Borré y Julián Álvarez. La idea era refrescar el ataque, que no estaba muy preciso  y necesitaban atacar con más agresividad para romper la línea de 5 que había armado el Ruso. Iván Gómez entró por Federico González para rearmar la mitad de la cancha y dar frescura a la presión.

El encuentro estaba cerrado, Estudiantes se plantó atrás de una forma que River debía hacer esfuerzo, y mucho más teniendo en cuenta la falta de precisión que sufrió el Millonario. Lo que se pagó caro, Milton Casco salió para que ingrese Santiago Simón y poner más fichas en el ataque, toda la carne al asador. Sin embargo, con un centro exquisito de Mauro Díaz –ex River- conectó con Noguera y sentenció el 2 a 1 a favor del Pincha. La última jugada del partido fue una salvada de Andújar, quien tuvo un papel fundamental para  que los tres puntos se quedaran en La Plata.

River espera con ansias las llegadas de sus refuerzos, Marcelo Gallardo se fue sin dar declaraciones  y se espera una semana movida en Núñez. Por otro lado, primer partido y victoria para el nuevo DT de un Estudiantes que debe sumar confianza, y este triunfo  viene más que bien para encaminar un proyecto que promete.

Foto Destacada: @EdelpOficial

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.