La definición por quien sería el rival de Palmeiras estaba aún en juego, Boca Juniors solo necesitaba rescatar un empate con goles para clasificarse a la siguiente instancia, pero se topó con un Santos que dio su mejor versión y goleo sin oposición alguna 3-0 para el deleite de su DT Cuca y todo el pueblo “Peixe”.

Los primeros segundos del encuentro iban a marcar la trascendencia del mismo, Santos rápidamente salió a buscar la victoria y antes del primer minuto de juego tuvo una clara ocasión que dio en el palo luego de un remate en seco del futbolista Marinho, quien a lo largo del tiempo reglamentario se iba a convertir poco a poco en la figura de la semifinal.

Boca Juniors se notaba disperso, cediendo el dominio de la pelota y con pocas ideas futbolísticas, así fue como a los 16’ otro de los ataques del local sorprendió a la defensa xeneize y en una acción donde la pelota da en la mano de Lisandro López dentro del área, aparecía Diego Pituca quien aprovecharía la distracción y de media vuelta pondría 1-0 en ventaja al Santos; Boca quiso reaccionar, pero sin lucidez ni eficacia y hasta sufriendo por minutos la poca solidez ofensiva, se fueron diluyendo los minutos y todo indicaba que en el entretiempo habría alguna que otra modificación. 

Foto: @BocaJrsOficial

En la segunda mitad Russo confió en mantener el esquema para buscar el resultado, mando a la cancha a Buffarini en lugar de Jara y Capaldo en lugar de D. González, modificaciones que finalmente tendrían peso en el partido, pero inclinando la balanza aún más a favor de los dirigidos por Cuca ya que a los 49’ desde un contrataque por la banda izquierda, desprotegida por la subida al ataque de Buffarini, llegaría el 2-0 después de un espectacular remate de media distancia del Venezolano Soteldo, un golazo inatajable para Andrada que venía siendo uno de los puntos más altos en el elenco argentino y como si esto fuera poco dos minutos más tarde un desequilibrio individual del destacado Marinho dejaría con el arco vacío a Lucas Braga que marcaria el 3-0.

A partir de allí todo intento de planteo xeneize fue apabullado por la labor del local, la intensidad y energía con la que vivían el encuentro los futbolistas del Santos hacían que se viera en Boca una imagen pálida y con sensaciones de no entender la importancia de lo que estaba en juego, todo era impotencia en el xeneize, tal es así que a los 54’ Fabra se hizo expulsar luego de un innecesario pisotón sobre la humanidad de Marinho.

Los minutos restantes solo sirvieron para rellenar la historia, Carlos Tévez fue uno de los valores más destacados en la visita y uno de los pocos a los que no se le puede reprochar nada en esta impactante derrota para el mundo xeneize. Como no podía ser de otra manera la lucha por la gloria eterna en el maracaná tendrá protagonistas a los dos equipos de Brasil, el 30/1 se enfrentarán Palmeiras y Santos en la definición de la máxima competencia sudamericana.

Santos 3 (Pituca; Soteldo; Braga)

 (4-3-3) Joao Paulo; Pará, Lucas Veríssimo, Luan Peres y Felipe Jonatan; Alison, Diego Pituca y Soteldo; Marinho, Lucas Braga y Kaio Jorge.

Boca Juniors 0

(4-4-2): Esteban Andrada; Jara, Lisandro López, Carlos Izquierdoz, Frank Fabra; Salvio, González, Campuzano, Sebastián Villa; Franco Soldano y Carlos Tevez.

Estadio Urbano Caldeira

Arbitro: Wilmar Roldán

VAR: Julio Bascuñán

Foto Destacada: @SantosFC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.